Terra Noticia

Intento de Golpe de Estado en Bolivia Podría Agravar Escasez de Dólares, Según Banco de Inversión

Bolivia enfrenta una situación financiera complicada que podría empeorar debido a la reciente inestabilidad política.

Un fallido intento de golpe de Estado en Bolivia por parte del general Juan José Zúñiga, quien ya ha sido destituido y detenido, podría intensificar la actual escasez de dólares en el país. Según BancTrust & Co., un banco de inversión global con sede en Londres, la inestabilidad política y la debilidad del gobierno podrían dificultar el acceso a fuentes alternativas de financiación en divisas fuertes, agravando la crisis de divisas existente.

Consecuencias del Intento de Golpe

A pesar de que el golpe fue frustrado, la crisis ha dejado secuelas. La incertidumbre política podría impedir que las autoridades y el sector privado obtengan financiamiento en dólares. BancTrust & Co. señaló que, aunque se espera que los bonos recuperen algunas pérdidas, no volverán a los niveles anteriores hasta que la situación se aclare completamente.

Contexto Financiero y Económico

La escasez de dólares en Bolivia ha generado múltiples tipos de cambio paralelo. Mientras el tipo de cambio oficial se mantiene en Bs.$6,9 por dólar desde 2011, en el mercado informal se han reportado hasta 14 tipos de cambio diferentes. La disparidad entre el tipo de cambio oficial y el del mercado informal refleja la presión económica que enfrenta el país.

Respuesta del Gobierno

El presidente boliviano, Luis Arce, denunció movilizaciones irregulares dentro del Ejército y describió la situación como una «intentona golpista». Posteriormente, nombró nuevos generales para el Ejército, la Fuerza Aérea y la Armada Nacional, reemplazando a Zúñiga.

Reacciones Internacionales

Organizaciones y gobiernos de varios países latinoamericanos, así como la Organización de los Estados Americanos (OEA), condenaron el intento de golpe de Estado y expresaron su apoyo al gobierno democrático de Bolivia.

Presiones Económicas y Futuro Incierto

Bolivia enfrenta una crisis financiera debido a la escasez de dólares, exacerbada por la disminución en los ingresos de exportación de gas. Analistas sugieren que el país necesita diversificar su economía para reducir su dependencia del gas.

El déficit fiscal de Bolivia en 2023 fue elevado, alcanzando aproximadamente el 11% del PIB. Esto se debe a factores internos y externos, como el bloqueo de créditos multilaterales, los altos precios del petróleo y las tasas de interés internacionales elevadas.

Relaciones Diplomáticas y Crecimiento Económico

Durante su administración, Luis Arce ha fortalecido las relaciones diplomáticas con socios estratégicos como Rusia. En una reciente visita a San Petersburgo, Arce discutió con el presidente ruso, Vladímir Putin, la cooperación en sectores estratégicos como la industrialización del litio y la cooperación financiera.

Según el Banco Mundial, la economía boliviana creció un 3,1% en 2023, pero se proyecta que el crecimiento será apenas del 1,4% en 2024 y del 1,5% en 2025.

 

La situación en Bolivia es delicada, y el reciente intento de golpe de Estado añade una capa de incertidumbre a una economía ya en problemas. La capacidad del gobierno para estabilizar el país y atraer financiamiento externo será crucial en los próximos meses.

Share this post :

Facebook
WhatsApp
X
Telegram